Recién termina Euroluce 2019 y podemos ya conocer en todo su esplendor muchas nuevas colecciones de luminarias. El cristal checo de esta marca vuelve a conquistar el mundo del diseño con esta y otras colecciones presentadas.

Brillante es un adjetivo perfectamente usado para referir a la reconocida marca y especialista del vidrio, Bomma, de origen checo. Durante la pasada feria más importante del diseño presentó varias nuevas colecciones que conservan la calidad y belleza extraordinaria del vidrio soplado a mano, así como una serie de actualizaciones a las colecciones existentes, además de un nuevo conjunto de objetos decorativos.

Casi como un zepelín

Una de estas colecciones presentadas fue Blimp, que fue diseñado por Big-Game, el famoso estudio de diseño suizo y es el resultado de la primera colaboración de iluminación de cristal de Bomma con un diseñador internacional. Blimp es una enorme nube de cristal que aparentemente flota en el espacio. Sorprendidos por las habilidades de los maestros vidrieros de Bomma, el reconocido estudio diseñó esta lámpara en el tamaño más grande que se puede soplar en un molde, a la vez monumental y espaciosa. Como las piezas individuales tienen casi un metro de altura, la producción de esta pieza monumental está literalmente al borde de la posibilidad tanto técnica como humana. 

Big-Game, a la par, creó una familia completa de Blimp para Bomma. Además de los tres tamaños de iluminación tipo colgante, agregaron una versión de mesa y piso, así como una lámpara de pared o techo. Su coloración ámbar aporta una sensación cálida a cualquier interior. Para enfatizar la calidad del cristal checo, Blimp también viene en una versión de cristal puro.

Esta y varias piezas de la marca Bomma puedes encontrarlas en Diez Company.

*Con información e imágenes cortesía de la marca.

RELATED POSTS

DEJA UN COMENTARIO