Este año, la reconocida marca nórdica ha dejado huella en varios proyectos arquitectónicos importantes, integrándose a la perfección con sus diversos modelos, a los conceptos de espacios diversos y obteniendo resultados interioristas muy atractivos.

El toque de distinción de una marca como Nuura es la exclusividad con una iluminación en la que la estética refleja las riquezas y la alegría que se encuentra en la naturaleza de los países nórdicos. Siempre conceptualizando sus piezas para ser el centro del diseño. A la vez, la marca propone adaptarse y hacer crecer un diseño interior con sus diversos modelos, que convierten todo el proyecto a algo más sofisticado. Ejemplo perfecto es Hello Coco, cuyo diseño iluminativo es extraordinario y plasma estas visiones de una casa comprometida con la innovación y la belleza.

Lujo máximo

El significado de Nuura es luz y honor. Su historia comienza en Dinamarca, cuya herencia siempre figura en sus inspiraciones. Gracias a su compromiso con la máxima calidad en su manufactura, diseño y materiales, hoy por hoy se ha vuelto un referente de la iluminación y considerada por otras marcas de lujo para hacer sinergia con sus ideas.

En mayo de 2019, Hello Coco abrió sus puertas en Copenhague. El interiorismo es un choque sofisticado de glitter, animal print y bambú. Las mujeres detrás del concepto son las tres propietarias del bar que se ha posicionado rápidamente como un hotspot de la capital danesa. La intención de las creadoras de Hello Coco, Frederikke Emma Rubow, Mille Skaarup y Laura Schrøder, era crear un entorno y una atmósfera donde la creatividad y las fiestas pudieran tener una evolución natural para culminar en una noche inolvidable. Como ellas mismas explican, su concepto se nutrió de visiones muy especiales: “Imaginen a Coco Chanel con un vestido plateado de lentejuelas y tacones de aguja de leopardo de 12 centímetros con una enorme jarra de piña colada en sus brazos”.

La mayor parte del interiorismo y del piso lo construyeron con la ayuda de varios carpinteros locales y está hecho de epoxi brillante, con el fin de obtener algo que suena muy ambicioso, pero que se ha conseguido: ¡un lugar donde se despiertan todos los sentidos!

Hello Coco eligió vidrio y metal para sus luminarias que se integrarían perfecto en su proyecto: 12 lámparas de la colección Liila 12 Optic, de Nuura, para formar arañas luminosas, al lado de la pista de baile. Además, varias Liila 1 Large Optic Clear/Nordic Gold, en las cabinas privadas y en el área del los baños. Querían una iluminación lúdica y sofisticada y esta elección les ha dado justo ese twist que los creativos buscaban, cuyos reflejos han conquistado a los amantes del lujo, la diversión y los buenos tragos de esta parte del mundo.

La marca Nuura con estas lámparas y otras, está disponible dentro del portafolio de Diez Company.
*Con información e imágenes cortesía de la marca. Fotógrafía: Søren Staun Petersen.

DEJA UN COMENTARIO